Réplica a las objeciones ante el modelo SaaS

Mercado
viernes, 19 de marzo de 2010

Existen varias tendencias tecnológica que van ganando fuerza (y tomando forma) a gran velocidad... Me refiero a aspectos como la virtualización, la tecnología in-memory y muy especialmente el "cloud computing"... Es curioso que algunas de estas tendencias son contradictorias entre sí, ¿No es la tecnología "in-memory" lo contrario al "cloud computing"? Bueno, no exactamente, y creo que pueden coexistir. La cuestión es determinar que aspectos son más fáciles de administrar desde la "nube", y cuales se gestionan mejor localmente.

Viñeta fantástica de http://geekandpoke.typepad.com

El "cloud computing", en realidad, no es ninguna idea nueva. Hace años que con distintos nombres nos estamos refiriendo a prácticamente lo mismo. Hace 15 años ya se hablaba de los "Application Service Provider" (ASP), luego se popularizó el concepto "On Demand", posteriormente oí la expresión "Software as a Service" (SaaS). Tal vez existan pequeños matices entre estos conceptos (o tal vez no, o tal vez no tan pequeños), pero fundamentalmente son equivalentes: Consiste en hospedar las aplicaciones fuera de nuestra organización (en internet, en la "nube"), y pagar por el mantenimiento y el uso de esta plataforma externa.

En otras ocasiones, he hablado de las ventajas del modelo SaaS, hoy quiero comentar las objeciones típicas de este modelo. En este artículo de Adysa Group ya mencionan tres de las objeciones típicas...

  • Geolocalización: ¿dónde están mis datos?
  • Seguridad: ¿Cómo sé que mis datos van a estar seguros?
  • Pago recurrente: ¿Por qué tengo que pagar todos los años por algo que ya tengo?

...y el mismo artículo responde muy bien a estas tres objeciones. Recomiendo su lectura. Básicamente, dice que no debería importarnos donde están los datos, lo importante es que están guardados por una empresa especializada precisamente en eso, y que de eso depende su negocio. Cuando se analiza el modelo desde un punto de vista económico, también resulta más barato que el modelo tradicional, que tiene muchos costes ocultos (o no tan ocultos)...

Esas tres objeciones, sin embargo, son sólo las que haría un gestor de negocio, desde el punto de vista técnico también pueden hacerse objeciones adicionales:

  • Tiempos de respuesta. ¿La aplicación en la nube irá tan rápida como si la hospedo localmente?
  • Amigabilidad del entorno. ¿Una aplicación web tendrá un entorno tan rico y amigable como una aplicación de escritorio?
  • Carga de datos. En una aplicación Business Intelligence, ¿Quién, cómo y cuando carga los datos en la nube?¿Cómo de grande puede ser un datamart en la nube?

De hecho, las aplicaciones web no son especialmente rápidas, y si se trata de aplicaciones potentes y complejas (como las que necesita un usuario de Business Intelligence) pueden llegar a ser desesperadamente lentas. No se trata, por lo tanto, de un problema del modelo SaaS, sino de la tecnología web. Contratando el ancho de banda adecuado, y con un proveedor SaaS competente, los tiempos de respuestas pueden y deben ser suficientes. Como en el caso de la seguridad, el negocio de un proveedor SaaS depende fuertemente de este punto.

La amigabilidad del entorno tampoco es una limitación del modelo SaaS, y vuelve a ser una característica de los estándares web actuales. Una aplicación web nunca jamás será tan rica y amigable como una aplicación de escritorio. (Aclaración: cuando digo "nunca jamás será" quiero decir que "nunca jamás ha sido", que yo el futuro lo desconozco).

La tercera de las objeciones técnicas es, para mí, la más difícil de replicar, y tal vez explique porque el Business Intelligence SaaS se haya desarrollado más tarde y más lentamente que otro tipo de aplicaciones SaaS. ¿Tiene sentido poner un DWH de varios Teras en la nube? Probablemente, no. ¿Es complicado cargar un DM de varias decenas de Gigas? Probablemente, tan complicado o tan sencillo como cargarlo en un servidor interno.

Mi conclusión es que el Business Intelligence SaaS tiene su mercado. Especialmente en la PYME. Y que crecerá. Que las ventajas que ofrece son muy buenas y hay que tenerlas en cuenta. Y prueba de ello es que ya existen proveedores especializados en este modelo de negocio (tipo Litebi o GoodData), y que los proveedores de Business Intelligence tienen o están desarrollando soluciones SaaS dentro de su catálogo de productos (como Microstrategy, Business Objects o Bingo Intelligence).

Un poco de humor para finalizar... Os dejo una viñeta de Geek & Poke sobre lo que no soluciona la nube... :-)

Humor sobre la nube y los consultores